martes, 27 de septiembre de 2016

DECEPCIONES GENERALES

Ni Sánchez. Ni Rajoy. Ni Iglesias. Ni Rivera.
Ni el tuerto en el reino de la precampaña.
Ni el voto útil en la papelera.
Con todo roto...¿quién va a romper España?

Que no. Que no es su desvergüenza en funciones.
Ni su problema de comprensión del código penal.
Ni es el olimpo de las abstenciones.
Ni es la troika del más allá.

No es culpa de los periodistas afines.
Ni de la nada que grita tras el micrófono.
Ni del plasma ese. Ni de los cises.
Ni siquiera es culpa de los politólogos.

Yo soy el culpable de que dentro del mapa
salte a la vista la silueta del mal olor.
Porque todo esto me importa nada.
Porque en el fondo de ellos estoy yo.

Porque no pongo límites, ni impongo consecuencias,
ni dispongo tormentas, ni opongo mi voz.
Porque me acostumbré a vivir en una encuesta.
El culpable. El culpable soy yo.

domingo, 25 de septiembre de 2016

UNA MANCHA EN LA MEJILLA

Se conocieron tiempo después de conocerse.
Se descubrieron como una mancha en la mejilla.
Se comprendieron a fuerza de no entenderse.
Se desnudaron del otro cuerpo de la orilla.

Se ladraron como se ladra a todo lo creciente.
Se dieron miradas, se abstuvieron de miramientos.
Se reconocieron cuando el amor les hizo diferentes.
Se pusieron manos a la obra de los sexos.

Se enamoraron por causas naturales.
Se abrazaron sin premeditación en los brazos.
Se besaron porque no había más camino que besarse.
Se precipitaron sobre el otro como un chubasco.

Se sumaron porque no buscaban resultados.
Se interesaron hasta el mínimo detalle.
Se demostraron todas las formas de ser humano.
Se saltaron el pecho por los aires.