sábado, 1 de abril de 2017

ACEPCIONES DE UNA HERMANA

Una amiga, una enemiga irreconciliable.
Un producto mejor de los factores de mi cara.
Un pétalo de ella que me dejó mi madre.
La viva imagen de mi infancia.

Un guantazo, una caricia, la misma mano.
Una socia en el negocio ruinoso de crecer.
La compañera de un juego que los dos ganamos.
Una niña de vuelta de ser mujer.

Una cómplice, una chivata, un salvavidas.
Una rama del árbol que me sujeta a la tierra.
Un corazón que late más fuerte cuesta arriba.
Un cuerpo hermano. Un alma gemela.

alfa  mayúscula, única compatriota.
Puerta de entrada a lo más hondo de mi casa.
El agua vive porque se abrazan dos gotas.
Dos gotas. Dos gotas de la misma agua.

No hay comentarios:

Publicar un comentario