viernes, 12 de octubre de 2012

J.E.R



     José Emilio Ruiz ha venido
     con un pan debajo del brazo.
     Corrección: el susodicho es pobre
     y los pobres nacen sin ombligo,
     con un mendrugo en el sobaco.

     José Emilio Ruiz es un niño.
     Aclaración: los pobres no tienen infancia.
     Sencillamente, no son hombres todavía.
     Juegan a guardar la ropa
     de los que nadan en la abundancia.

     José Emilio Ruiz es adulto.
     Puntualización: los pobres no cumplen años.
     Sencillamente, son hombres que pudieron haber sido.
     Se van dejando la vida
     donde siempre amanece más temprano.

     José Emilio Ruiz ha fallecido.
     Profesión de fe de erratas:
     Los pobres no fallecen.
     Ni siquiera mueren.
     Los pobres se sobremueren a sí mismos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario